Translator

21 septiembre 2011

Catastrofe informatica

Repetimos continuamente nuestras recetas, las cambiamos, la intentamos mejorar o a veces empeorar. Si nos despistamos al teléfono o al ordenador algún caldero quemamos. Pero yo llevo una semana intentando recuperar mi disco duro, lo llevé a la tienda de informática, lo metí en arroz ( me dijeron que una vez un móvil que se mojó en la piscina así lo recuperaron). Pero nada, las recetas grabadas en las últimas semana desaparecidas. Se pueden repertir, claro. Pero mi recolección de chuchangas en el barranco de la Peña en Fuerteventura va a ser imposible de momento. El mero de tres kilos y medio que pescamos de caña desde la costa asado en el horno de pan de mi abuela en La Vega de Rio Palmas, tampoco será repetible. Así que queda perdido mucho material de grabación, pero por lo menos me queda el recuerdo en el paladar.